Foto: @vencancilleria
Foto: @vencancilleria

Caracas, 12 de agosto de 2017.- El canciller Jorge Arreaza informó este sábado que el Gobierno de la República Bolivariana de Venezuela rechaza las declaraciones hostiles del presidente de Estados Unidos, Donald Trump, y agregó que las mismas violan el derecho internacional y afectan las relaciones entre los países latinoamericanos con el país del norte.

“La República Bolivariana de Venezuela rechaza de la manera más categórica y contundente las declaraciones inamistosas y hostiles del presidente de Estados Unidos, Donald Trump, el pasado viernes 11 de agosto, en las que amenazó con una intervención militar contra nuestra patria”.

En este sentido, denunció que este tipo de amenazas viola los principios consagrados en la carta de las Naciones Unidas y de las normas del derecho internacional, “particularmente en lo que respecta a la amenaza del uso de la fuerza contra la independencia política de los Estados”.

“Si el Gobierno de Estados Unidos rectifica aquí estaremos, podremos dialogar en una cumbre”, afirmó el Canciller durante un balance luego del encuentro con representantes diplomáticos acreditados en el país, desde la Casa Amarilla, en Caracas.

Igualmente, Arreaza expresó que varios países del mundo han condenado las amenazas del uso de la fuerza que anunció el presidente de Estados Unidos contra Venezuela. Al tiempo que hizo un llamado a la comunidad latinoamericana y caribeña, “tendremos diferencias, pero es el momento de la solidaridad”, dijo.

Indicó que en el encuentro los diplomáticos sostuvieron conversación con el encargado de negocios de EEUU, donde se denunció la agresión que significa la amenaza del uso de la fuerza que es uno de los principios básicos del derecho internacional, y que violenta absolutamente todas las cartas no solo de las naciones unidas sino de cualquier organismo internacional.

Asimismo, Arreaza manifestó que se condena la intromisión en los asuntos internos de otro Estado, el irrespeto a la autodeterminación de los pueblos y el uso de la amenaza.

Finalmente, precisó que las pretendidas sanciones de Estados Unidos contra el Presidente de la República Bolivariana de Venezuela, Nicolás Maduro y funcionarios venezolanos no tienen basamento jurídico.